El pretexto para entrevistar a personas que admiro

No recuerdo en donde leí que algunas personas, luego de escuchar muchos podcast, eventualmente le darán ganas de empezar el suyo. Esta curiosidad de empezar mi propio podcast surgió cuando escuchaba 10 Minute Writer’s Workshop, uno show de entrevistas a autores y de sus procesos creativos. Se me hacía genial, las preguntas eran sencillas: ¿cuál es tu mayor distractor? ¿dónde prefieres escribir? y cosas así. Escuché todos. Además, la duración hacía fácil de escuchar todos los episodios. Pero fue la mezcla entre ese podcast y The Ultimate Health Podcast, los que me movieron a querer a empezar mi propio programa. Este segundo show me llamaba mucho la atención por la forma en la que los anfitriones guiaban las entrevistas de sus invitados. De hecho, siempre pienso en ese podcast a la hora de la intro y despedida. Puede que haya habido más shows que me hayan inspirado, pero estos son los principales.

El año pasado tuve una clase que se llamaba Gestión de proyectos culturales. En esa clase teníamos que presentar algún proyecto artístico y fue ahí cuando aterricé la idea del podcast por primera vez. En ese momento pensaba hacer un programa de entrevistas únicamente a escritores. Al tiempo me di cuenta que hacía falta promover y difundir el trabajo de otros artistas también: bailarines, pintores, fotógrafos, promotores culturales, etcétera.

Pasó un tiempo y fue durante una sesión de fotos a la que me invitó mi amiga Clarissa Bell, cuando me comentó sobre una app llamada Anchor. Esta app funciona como host de podcast y brinda herramientas básicas para empezar un show. Ese día llegué a la casa y la descargué. No la usé, de hecho estuvo en mi celular por mucho tiempo y luego sólo lo desinstalé. No me sentía preparado.

A principios de año se presentó una oportunidad para echar andar un podcast. No tenía la confianza de aventarme directo a mi idea sin antes haber hecho alguna otra cosa. Durante mi segundo semestre como instructor de un club de lectura, ya para finales de mi carrera, decidí impartir otro club. En ese momento muchos colegas de la carrera y otros alumnos de la universidad, se integraron al programa de servicio social de la biblioteca en donde se ofrecían los clubs de lectura. Había ahora una variedad de temas que cada uno abordaba. Pensé “podríamos hacer un podcast en donde los integrantes del club hable sobre sus respectivos temas”. Lo propuse y aceptaron, pero de la mayoría solo una parte de ellos se mostraban interesados o activos. Así nació Letras Aparte, en donde el nombre fue inspirado del canal de crítica de cine de Fernanda Solórzano, Cine Aparte del canal de Letras Libres. Letras Aparte ha sido un tanto difícil de llevar pero administrarlo me ha dado una mejor idea de cómo empezar mi proyecto.

Luego de que mi novio me diera ánimos de empezar y que una amiga me dijera “no busques la perfección, empieza con lo que tienes porque si no, nunca vas a hacerlo”, empecé a formular los siguientes pasos del proyecto. Ambos tenían razón, me estaba enfocando demasiado en los detalles. Aunque admito que las contingencia del Coronavirus también ha sido un elemento que contribuyó, dándome un margen de tiempo. Hoy, al fin lo he hecho. Ayer subí el primer episodio explicando los objetivos del show y hablando un poco sobre mí. Las cosas se han dado más o menos así:

Hace unos meses hice el logo.

Sigue la cuenta de instagram: @artista.a.artista

Esta semana hice las preguntas e hice un archivo para mandarle a las personas que entrevistaría. El jueves mandé los primeros mensajes a las personas a las que entrevistaría. Llevo tres entrevistas (el de un pintor, un bailarín y un poeta) y el primero lo subo el viernes 17 de abril. Todo sucedió muy rápido, pero de verdad estoy muy emocionado.

Pueden escuchar el primer episodio, denle clic a la imagen para escuchar el episodio completo.

Nunca pensé que durante esta contingencia empezaría el proyecto. Las entrevistas las estoy haciendo por llamada, mientras estoy en mi cuarto, escuchando las historias de las personas a las que admiro.

Me doy cuenta que llegar hasta aquí fue un caminito trazado por muchas personas y circunstancias. Estoy agradecido por ello (aunque me habría gustado que lo de la contingencia no hubiera sucedido).

Esperen ver más contenido sobre este proyecto.


¡MUCHAS GRACIAS POR LEER!

Sígueme en

Instagram: Soy Oscar Cartero
Twitter: Oscar sin acento

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s