[Entrevista] Daniela Cueva y el textil como material, medio de expresión y salvación

Espectadora durante la inauguración de la exposición Adaptación/Petrofilia

La industria de la moda ha derivado en un alto consumo y contaminación del agua y explotación de mano de obra. La artista Daniela Cueva, originaria de Ciudad Obregon, Sonora, hace un reflexión sobre la evolución y la manera en la que el hombre ha adoptado una ideología geocentrista con relación a su espacio natural. A través de su exploración con el material textil y sus conocimientos obtenidos en su formación académica en Ciencias de la fibra y diseños de ropa que estudió en Nueva York, Cueva se aproxima a las problemáticas globales así como a las individuales.

El 20 de febrero en el auditorio del Museo de Arte de Sonora se inauguró la sala Adaptación/Petrofilia. Previa a la inauguración, se llevó a cabo un conservatorio introductorio a la exposición con el curador Octavio Avendaño y la artista Daniela Cueva. En este espacio, la artista comparte un poco acerca del significado de la evolución dentro de su persona, como mujer, artista y mamá. Cueva compara a las rocas con el textil en un paralelismo naturaleza-modernidad. El textil representa para la artista una serie de capas que cubren y salvan, algo que brinda comodidad y que eventualmente se convierte en un hogar.

Durante la exposición, Daniela Cueva me regaló unos minutos para conversar acerca de su obra. Debido al ajetreo del momento, Cueva respondió a las preguntas con su hija Emilia en brazos, quien vestía un vestido con patrones cuadrados de color azul y blanco. Fue un momento en donde no pude evitar empezar con una pregunta respecto a la familia.

Me llama la atención que en la semblanza y de lo que parece abordar la exposición, es el elemento del espacio. Comentabas sobre tu lugar de origen y el lugar en dónde resides actualmente, ¿cómo es que proyectas en tu obra los conceptos del espacio-hogar y familia? 

Es sumamente importante en mi obra porque el hogar viene dentro de mí, yo soy mi propio hogar. No creo que mi familia como tal, físicamente, sea mi hogar, aunque tradicionalmente se hable así. Son más bien como mi zona de confort, o bueno, no se si zona de confort, pero son como mi estabilidad emocional, tal como lo es el textil en mi obra. Básicamente es la reflexión del textil.  

¿Cuáles fueron las posibilidades que te brindo el textil? A través de tu exploración con el material, ¿cómo lo fuiste descubriendo y perfilando para crear? 

Muchos años de manejo del textil como tal. Aparte de que estudié la ciencia de las fibras, el filamento, lo que hay detrás del textil, su peso, su movimiento… tiene vida propia, es algo que a mí me cautivó desde el primer momento que trabajé con él. Y sigo trabajando con él porque sigo fascinada.  

Izquierda: Emilia (hija de Daniela Cueva), Daniela Cueva y yo. Derecha: Superior- Detalle de “Selección Natural” (2020). Inferior- Instalación de “El tiempo de las piedras” (2019)

¿Qué han significado para ti o qué valores les has atribuido a los tipos de textiles y telas? ¿Cómo te apoya el material como tal y su diversidad para llevar a cabo tu obra? 

Es una excelente pregunta, para esta exposición utilicé materiales pesados porque para mí, la evolución es tiempo y una degradación de mucho tiempo. Como lo pueden ver, una evolución de piedras es de miles y miles, y miles de años, de capas y capas de distintos minerales. Eso lo quería reflexionar en el textil, usé textiles muy pesados, por ende, mucho overlapping (como se puede observar en la instalación “El tiempo de las piedras”), o sea que son muchas capas. También se puede ver en los bordados, en donde pasé la máquina como una desquiciada. Quería darle grumo y dimensión. 

¿Cómo extrapolas las características individuales de tu obra hacia lo “universal”? ya sea en cuestión temática o de material. 

El uso del material es algo muy importante en mi trabajo. En los temas, sí creo que tengo temas específicos que quiero abordar, políticos y emocionales. Es lo que está sucediendo con mi persona en ese momento en mi vida. Creo que la biología es un tema que lo pongo mucho en mi trabajo porque amo la naturaleza; es y será parte de mi trabajo siempre. Algo que está sucediendo en el mundo actual es que estamos en guerra con el desastre natural. Es un tema que seguiré trabajando, quizá toda mi vida. 

Sería muy interesante ver hacía dónde se dirigirá tu trabajo debido a las problemáticas de cambio climáticocalentamiento global… 

Sí, y como especies, tal vez no lo dije muy claro, pero nos hemos puesto como el centro del universo, como los invencibles. Según nosotros teniendo responsabilidad, pero realmente no somos más que uno más de ellos, o sea, compartimos los mismos microorganismos que una planta. Estamos compuestos de los mismos elementos que estuvieron compuestos todos los seres vivos en este planeta. Para mí es una necesidad hablar de eso y creo que seguiré en el tema por mucho tiempo. 

¿Cómo llegaste a ese punto? Porque hablas acerca del consumismo con respecto a la moda y el diseño. Quisiera saber sobre ese momento en el que te detuviste y cuestionaste lo que hacías para luego dar un giro hacia el arte y comunicar tus mensajes a través de lo que haces. 

Como tú mismo lo dijiste, me di cuenta en un punto específico de mi vida. Estudié y trabajé en la industria por varios años. Sí pude haber seguido pero el arte para mí, siempre ha estado en mi vida. Pero sí fue como un “¿qué vas a hacer para solucionar este problema?”, por el que estamos pasando todos. Y yo no podía dejar de pensar en otra cosa más que crear, expresarme, sacar todo este enojo que traigo adentro; y fue a través del textil, mi medio.  

Durante la exposición tuvimos la oportunidad de hablar con tu cuñada y nos comentaba que todas las prendas son recicladas y que algunas son de tu familia ¿Cómo crees que se haya visto reflejado la idea de las generaciones familiares y la etapa de mamá que estás viviendo? 

Todo. De hecho, una de las obras se llama “Selección natural” y justo lo dice todo. Es una obra hecha de un vestido que era mío, que mi mamá me donó para Emilia (hija de Daniela Cueva), pero dije “creo que le voy a dar un mejor uso”; lo recorté y lo puse en la obra. Esa pieza de eso habla, del ADN y de que estamos compuestos de todas nuestras trayectorias y hasta compartimos memoria de nuestros antecedentes.  

Detalle de “Selección Natural” (2019)

Muchas de las telas que utilizas tienen patrones, ¿qué valor le atribuyes como lenguaje plástico? Para ti ¿qué significado tienen los patrones? 

El patrón es todo para mí, es parte de mi esencia. No nomás nosotros los seres humanos, todos los organismos en este mundo se manejan por patrones; lo ves en los pájaros cuando danzan, ese tipo de cosas que ni siquiera hemos investigado y que según nosotros tenemos la responsabilidad de hacer. No sabemos ni porque bailan, pero bailan en patrones, en los árboles existen patrones en las raíces y todo, según yo, ya sería física cuántica, pero sí, es un tema que me llama mucho la atención y definitivamente está en mi trabajo.  


PD: Espero que tengan la oportunidad de visitar esta exposición, que para mí fue una oportunidad de dialogar con mi pareja debido a que fue un punto convergente entre nuestras disciplinas académicas: ciencia y arte.


¡MUCHAS GRACIAS POR LEER!

Sígueme en

Instagram: Soy Oscar Cartero
Twitter: Oscar sin acento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s