Ladoalado: pasos para la reacción y los planos dimensionales

La importancias de los teatros, las manifestaciones artísticas en la sociedad, de la responsabilidad de asistir a eventos artístico culturales y que la danza no debería explicarse, fueron algunos de los temas mencionados por Miguel Mancillas, coreógrafo y director de Ladoalado, durante una breve intervención introductoria a la puesta en escena. Otro motivo de discusión y que a mí en lo personal me resulta un elemento importante a considerar a la hora de aproximarse a esta obra, fue el título, que si bien puede sugerir una aproximación contigua (Lado a lado), también tiene lugar para una lectura diferente: Lado alado.

Incluida en el marco de la “Semana de letras y cuerpos” organizado por el grupo de Antares, Ladoalado da inicio a diversas actividades que se llevarán a cabo del 20 al 27 de octubre, entre ellas: conferencias, talleres, funciones de danza y exposiciones.

78ee6091-6fef-4872-ae11-2a0669f794fd-768x994

Sobre planos y dimensiones

Algo que me parece muy interesante es la “acción fantasmal a distancia“. Se trata de un concepto acuñado por Einstein que consiste de un entrelazamiento cuántico, en donde “un par o grupo de partículas se entrelazan de tal forma que el comportamiento de una, determina el comportamiento de la otra”. Si tuviera que describir la pieza de Mancillas, diría que fue una representación de la acción fantasmal a distancia. Pero aquí entran en juego algunos elementos que hace de la lectura y apreciación de la obra, algo agradable. Factores como la iluminación, el espacio delimitado por cuatro cuadrículas grandes y el vestuario que en un principio me sugería una especie de estampado del juego de Twister, contribuyen a una mayor abstracción del mensaje.

Más allá de hablar sobre el trabajo coreográfico y la ligereza en ciertos movimientos de pareja o grupales en las que el ensamblaje de cuerpos parecía un tipo de interacción del mundo que nos presentaba la obra, quisiera ahondar sobre los planos y las dimensiones (enfoques). A continuación establezco un par de analogías que podrían ser sustentadas por Ladoalado o que simplemente, funciona como puerta a un diálogo.

Siguiendo el hilo interpretativo de la acción y reacción, podemos llevarlo al plano de la cotidianidad. Por ejemplo: caminar por la calle, pasar por la casa del vecino, saludarlo y seguir ¿Pero y si no me saluda? ¿Cómo afecta eso a mi comportamiento? ¿Cómo afecto a los demás a raíz de mi cambio de conducta? Todo porque el vecino no me saludó. Una cadenita que se origina por estímulos externos pero que se desarrolla en un plano interno. Si me paso a otra cuadricula y me sumerjo al plano digital donde un tuit puede destruir o popularizar personas, donde todos se sienten con la responsabilidad de contestar y defender una postura que posiblemente le interese a pocos (solo para evitar el absoluto “a nadie”). Ante un entorno que celebra al “ser único”, individual e independiente, se nos olvida lo estrechamente ligados que estamos los unos a los otros, Ladoalado brinda la oportunidad de ver esta dinámica interpersonal en escena.

Miguel Mancillas, quien estrenó esta pieza en el 2009 ha creado una obra atemporal que es pertinente hasta nuestros días. Sólo hace falta voltear hacia el norte para ver cómo se intenta fortalecer una división en las que sus consecuencias trascienden el plano terrenal. Volteamos al sur y vemos al hermano centroamericano recorrer kilómetros en busca de mejores condiciones de vida. Conflictos que solemos seguir a través de planos digitales que parecieran darnos seguridad como si fueramos inalcanzables, sólo para caer en cuenta que esos problemas también nos afectan. Estímulos que nos llegan de lado a lado y convergen en un “por todos lados”.

mi post data


PD: Foto de la imagen destacada es de Juan Casanova.

Sígueme en

Instagram: Soy Oscar Cartero
Twitter: Oscar sin acento

¡MUCHAS GRACIAS POR LEER!

Fragmento de Ladoalado (2010)

Escrito por

Estudiante de literaturas hispánicas en la Universidad de Sonora. A ratos es maestro de inglés. Fan de Instagram y a la búsqueda constante de su verdadero yo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s