12 cursos gratuitos sobre arte para sobrellevar la cuarentena

El día de ayer se diagnosticó el primer caso de coronavirus en la ciudad donde vivo. Realmente no fui consciente del pánico que se puede generar hasta que salí a comprar huevos a un supermercado cerca de mi casa. Las filas eran largas, la gente caminaba a prisa entre los pasillos y había un caos omnisciente en el lugar. Las clases se suspendieron antes del tiempo previsto. Las personas nos hemos quedado con algo de tiempo libre, y si bien el #QuédateEnCasa no es posible para todos los sectores sociales, es importante tomar precaución.


Ante esta problemática, muchos museos han hecho un excelente trabajo por brindar una mayor accesibilidad a recursos digitales de su acervo cultural, así como una mayor productividad de contenido para abastecer sus plataformas en redes sociales. Decidí concentrar los cursos que me he encontrado en internet en un solo post, de instituciones como la UNAM, el Museo del Prado y el MoMA. Es importante llevar un registro previo en las respectivas plataformas donde se ofrece el curso (Moodle, Coursera y Miriadax) y dar clic en inscribirte sin necesidad de pagar la certificación del curso para llevarlo de manera gratuita. Si sabes de otros cursos en línea disponibles, escríbelo en los comentarios y hagamos más llevadera nuestra espera.


Continúa leyendo 12 cursos gratuitos sobre arte para sobrellevar la cuarentena

Miguel Ángel, el poeta. Más allá de lo plástico

El contenido que estoy por compartirles lo encontré en una revista de arte llamada “Saber Ver, Lo contemporáneo del arte” No. 31 Nov-Dic de 1996. Este número se lo dedican a Miguel Ángel, y no tanto al pintor, ni escultor, ni dibujante, sino al Miguel Ángel poeta. Es una revista que aprecio mucho ya que los poemas vienen acompañados de los dibujos y bocetos del artista. Aún no termino de dedicarle bien mi tiempo a cada poema, pero hasta ahora tengo estos cuatro sonetos de los cuales uno de ellos está inconcluso y un cuarteto. Los cinco poemas me han gustado mucho, espero que ustedes también.

“Saber Ver Lo Contemporáneo del Arte” No. 31 – 1996
Continúa leyendo Miguel Ángel, el poeta. Más allá de lo plástico

Vampiro

Querido Munch,

Hoy mientras observaba tu obra Vampiro (1893), recordé a una vieja amiga. Su nombre era (¿es?) Irania, era alta y muy blanca, de ojos almendrados… pero lo que más recuerdo de ella es su larga, larga cabellera negra. La punta de sus cabellos coquetaban con sus tobillos. Se decían muchas cosas sobre ella, y sobre su gusto por las jóvenes de la ciudad. Se escabullía en los antros, pero una vez adentro, pocos la habían podido encontrar. Una vez creí verla y recuerdo haberme preguntado, cómo es que todos en ese lugar no la rendían tributo, ante las luces de colores y el sonido estridente de las bocinas, parecía una aparición divina. Pero era como si no estuviera ahí, como si ella no se permitiera ser vista. Parecía como si las personas estuvieran en un trance que ella misma ejecutaba y en donde ella elegía quiénes la podían ver. Me sentí afortunado… aunque siempre que cuento esto olvido que ese día iba con mi novia. Fue la primera vez que vi a Irania y la última en la que vi a Mariana.

Continúa leyendo Vampiro

En la jungla

Querido Henri,

Creo ser bueno soportando los cambios que a veces llegan de manera inesperada, claro que mi primera reacción suele ser una sensación de repulsión pero suelo agarrar el hilo a la brevedad (a veces con una rabieta incluida). Recientemente he tomado decisiones que han desestabilizado mi entorno. Estas decisiones surgen a partir de una insatisfacción con lo que estaba haciendo. Ya titulado, siento que estoy listo para nuevos retos y de redireccionar la manera en la que he venido haciendo las cosas. Me siento como ese tigre que has pintado en la jungla. Un animal conocido por su fiereza, se le ve encogido, resguardándose de la tormenta, asustado. Si bien hay momentos en los que el miedo parece nublar mis ideas, me ha quedado claro que solo debo ser paciente.

Continúa leyendo En la jungla

Lo que debemos preguntar

Fragmento de Pintura contemporánea de Julián Gallego.

Comparto el siguiente fragmento del libro que terminé porque me sigue llamando la atención la manera en la que a veces nos aproximamos a una obra de arte y las preguntas que a veces nos hacemos al intentar “entenderla”.

Mark Rothko decía que no hay que preguntar: ¿Qué significan esas imágenes?, sino más bien: ¿Transmiten esas imágenes alguna verdad emotiva?

Julián Gallego p. 87
“Negro en rojo oscuro” (1957) de Mark Rothko

Morir en el «slasher»: Violencia y roles de género

¿Quién comete más crímenes violentos, los hombres o las mujeres? Las estadísticas confirman, año tras año, que los hombres (nueve de cada diez reclusos en España, por ejemplo, son hombres). Ahora bien, ¿quiénes son las víctimas más numerosas de dichos crímenes? Nuevamente, los hombres. En 2017, el 80% de las víctimas por homicidio fueron hombres, […]

Morir en el «slasher»: Violencia y roles de género

Soledad en el campo y la ciudad

En Estados Unidos, Edward Hopper (1882-1967) y Andrew Wyeth (1917) tratan de hallar la “realidad” americana, el primero en la soledad del hombre en la ciudad, el segundo en la soledad del campo.

Pintura contemporánea Julián Gallego p. 82

Obras: 1) Automat de Edward Hopper (1927) y 2) El mundo de Cristina de Andrew Wyeth (1948)

Kandinsky y las formas

Fragmento del texto: Pintura contemporánea de Julián Gallego

En sus obras, Kandinsky distinguía entre impresiones (formas provocadas por la visión del exterior), improvisaciones (formas en que expresa sus emociones internas) y composiciones (obras definitivas, resultado de estudios y razonamientos). Su intención es siempre espiritualista: “Cada forma tiene un contenido interno. La forma es la manifestación externa de ese contenido…” “Es, pues, evidente que la armonía de las formas debe reposar en el principio del contacto eficaz del alma humana” o “principio de la necesidad interior”. Los colores tienen, para Kandinsky, un contenido: el amarillo es color terrestre; el azul, celeste. Los tonos serán calientes o fríos según tiendan hacia el amarillo o hacia el azul. Los tonos cálidos se acercan al espectador, los fríos se alejan. El blanco es como el símbolo de un mundo elevado y silencioso, una “nada” llena de posibilidades; el negro es como el silencio después de la muerte, una “nada” sin futuro. El rojo, “color sin límites esencialmente cálido, actúa interiormente como un color desbordante de vida ardiente y agitada”, etc. Como las formas son asimismo elocuentes, Kandinsky trata de dar con sus abstracciones la expresión de un sentimiento depurado.

“Balanceo” (1925) de Wassily Kandinsky

Seres que respiran

“No se puede pintar eternamente mujeres haciendo punto y hombres leyendo; yo quiero representar seres que respiran, sienten, aman, sufren. El público a de percatarse de lo sagrado que hay en ellos; así que tendrá que descubrirse al verlos, como en la iglesia”, escribía Munch en su diario.

Extracto Pintura contemporánea de Julián Gallego

El expresionismo modernista, paradójicamente decorativo y profundo, encuentra en Munch su intérprete más genial. Y, traducción de las formas a lo más esquemático -el rielar de la luna se convierte en una i tan real como las siluetas humanas que bailan ante ella-, será uno de los precursores de la pintura abstracta geométrica.

Ojo en ojo (1894) Edvard Munch

Pintura contemporánea

Introducción

Oscar Wilde tenía más razón de lo que él mismo creía tener al escribir que “la Naturaleza imita al Arte”. Lo que viene a significar que, sin la ayuda del Arte la Naturaleza es indescifrable.

Pintores que hoy nos parecen realistas, como el Greco o Velázquez, pasaron en su tiempo por excéntricos de vanguardia, el uno con sus “crueles borrones”, el otro con sus “manchas distantes”: muchos de sus contemporáneos no sabían ver en sus cuadros la verdad cotidiana.

Hasta cierto punto, tienen razón quienes aseguran que la invención de la fotografía trajo consigo la liberación de la pintura de sus fines imitativos; no la tienen a partir del punto en que declaran qué es invento supuso la muerte de la pintura figurativa.

La fotografía supuso la muerte de la mala pintura, de aquella que no basaba su valor en los valores plásticos del propio cuadro (color, composición, textura, grafismo, pasta), sino en su aspecto documental.

“El arte vuelve a ser creación lírica y poética” – Luis Fernández

Y hasta el siglo XIX muchos pintores de segundo orden, e incluso algunos de primero, presentarán como garantía de su arte el haber sido alumnos de otro pintor famoso. El Romanticismo creará el mito del artista incomprendido, el genio maldito de la sociedad filistea. La postura de la pintura moderna será de rebeldía frente a la pintura anterior. En lo personal, cada artista renegará de sus maestros o tratará de hacer lo contrario que ellos, incluso cuando los venere; éste es el caso de los discípulos del refinado pintor simbolista Gustave Moreau: Matisse, Marquet, Camoin, Rouoalt… Si es malo decir a un artista que su cuadro se confunde con la realidad, aún es peor comentar que se confunde con los de su maestro. Nadie reconoce maestros; y, sin embargo, ¿Cuántos pintores actuales están libres de la influencia de Picasso o de Wols, de Vasarely o de Bacon? Ni aún se percatan de ello: recuerdo la sorpresa de un buen pintor actual a quién dice que su pintura me recordaba a Schlemmer; tras un momento de reflexión, me dijo que era cierto, pero que nunca se le había ocurrido. Es que recibimos por ósmosis tal cantidad de informaciones, de formas, de colores o de técnicas, que luego podemos crear las propias de nuestra mente.

Me iré a respirar un rato #YWABreath

Si así lo deseas, tómate un tiempo para escribir sobre cómo te estás sintiendo (físicamente, mentalmente y emocionalmente) después de haber experimentado los primeros 14 días de los 30 días del viaje Breath

Yoga con Adriene

Esa fue una de las recomendaciones del correo 14 que recibí del “Viaje de yoga” o “challenge” como le dicen algunxs (me gusta que Adriene elija la palabra viaje en lugar de challenge). A continuación haré unas breves notas al respecto.

Este es el tercer año que intento unirme a uno de los viajes que convoca. Cada año el viaje tiene un tema diferente, los que he hecho han sido los de True, Home y el que actualmente esta corriendo, Breath. La primera vez completé el primer mes y quedé encantado con la personalidad de Adriene porque es una instructora muy buena, además de que noté algunos cambios en mi día cotidiano gracias a la práctica recurrente que hacía. Continué practicando una vez concluido el primer viaje, pero tiempo después lo dejé. El segundo año solo llegué a la mitad. Esta tercera vez me estoy tomando un tiempo para volver a conectar con mi voz interior y me di cuenta que a veces para llegar a esa voz, hace falta callar todo el ruido que proviene del exterior y enfocarte un momento en tu propia luz.

Continúa leyendo Me iré a respirar un rato #YWABreath